El General de Valencia participa en un proyecto internacional de investigación

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

 

  • Doce enfermeros expertos se han sumado a un estudio liderado por la Griffith University de Australia para valorar el cuidado de catéteres.
  • El sistema de catéteres intravenosos periféricos se estudiará conjuntamente en 50 países.
  • Además de los datos sobre prevalencia, se identificarán qué materiales y métodos de fijación son más eficaces y evitan nuevas inserciones.

Un equipo de enfermeros del Hospital General de Valencia se ha sumado al proyecto de investigación internacional, liderado por la Griffith University de Australia, “Un millón de catéteres globales: estudio de prevalencia mundial de catéteres intravenosos periféricos (OMG PIVC Study)”, en el que participan profesionales de más de 50 países.

Su trabajo, impulsado por la dirección de Enfermería del hospital, se centrará en la valoración y cuidado de los catéteres intravenosos periféricos con el fin de identificar y evaluar la prevalencia de complicaciones en pacientes, así como los catéteres redundantes y la práctica actual en los métodos de fijación y en el uso y manejo de los apósitos.

Los datos de este estudio permitirán valorar de un modo objetivo el coste derivado de las nuevas inserciones innecesarias de catéteres intravenosos periféricos y reducir así el gasto de asistencia de un modo considerable, en particular en los países en vías de desarrollo.

Este es un modo de generar información valiosa sobre una técnica básica en enfermería como es la toma de una vía venosa para la instauración de un tratamiento médico, que no solo va a ser de utilidad en los países con menos recursos, sino que posibilitará establecer unos estándares universales para esta técnica.

El equipo del Hospital General de Valencia se configuró como tal en 2012 –impulsado por la Dirección de Enfermería- y lo integran doce enfermeros de distintas áreas asistenciales. El objetivo del grupo de trabajo, integrado en la red INCATIV (Indicadores de Calidad en la Terapia Intravenosa), era la creación de un registro para seguimiento y estudio de la evaluación de los catéteres implantados en los pacientes hospitalizados en el General, para la elaboración de un Protocolo de canalización.

Posteriormente, los miembros de este equipo, tras la experiencia acumulada, han organizado una serie de sesiones formativas para dar a conocer la mejor praxis de esta técnica entre el colectivo de profesionales del centro, incluyendo en su programa aspectos del control de las infecciones tras cateterización venosa periférica (flebitis) o los cuidados que debe tener en cuenta en el paciente o su cuidador cuando reciben el alta hospitalaria y se van a su domicilio, entre otros.

Esta experiencia – ha señalado la directora de Enfermería, Ángela Garrido- es la que ha determinado la incorporación del equipo del Hospital General a este proyecto dado que su implicación en el desarrollo de este proceso se les ha dado oportunidad de proyectarse hacia otras áreas calidad para su desarrollo profesional.

 

 

Comparte la noticia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *