El Departamento Valencia-Hospital General analiza la situación de la EPOC

Jornada EPOC

  • En 2030 se espera que la EPOC sea la cuarta causa principal de muerte y la séptima causa principal de pérdida de años de vida ajustados por discapacidad
  • El departamento cuenta con un programa de formación de espirometrías como herramienta fundamental para el diagnóstico y el nivel de gravedad

El departamento Valencia-Hospital General ha celebrado una jornada para conocer la situación de la Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC) y fomentar el intercambio y el aprendizaje de experiencias sobre este tipo de pacientes.

El director gerente del Consorcio Hospital General, José Manuel Iranzo, ha inaugurado esta jornada organizada por Atención Primaria y ha destacado que para su diagnóstico precoz es necesario el abordaje interdisciplinar que se está llevando a cabo y que refleja la necesaria participación de muchos profesionales sanitarios y la estrecha coordinación entre la primaria y la especializada.

Mesa jornada EPOC

La EPOC es una enfermedad respiratoria crónica que en 2030 “se espera que sea la cuarta causa principal de muerte y la séptima causa principal de pérdida de años de vida ajustados por discapacidad”, explica Rafael Micó, director del Área de Atención Primaria.

La prevalencia de EPOC en España se sitúa en 10,2% de la población, según el último estudio poblacional realizado por miembros de la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (SEPAR) en 2009 (estudio EPISCAN). “Pero lo más resaltable de este trabajo es el importante infradiagnóstico de esta enfermedad en España (73%) recientemente rafiticados en estudios poblacionales realizados por médicos de Atención Primaria en algunas áreas geográficas de nuestro país, que detecta un 78% de infradiagnóstico”, señala Estrella Fernández, jefa del Área de Tórax.

Otro de los puntos destacados de esta jornada ha sido el programa de formación en espirometrías del departamento Valencia-Hospital General, que parte de la necesidad de modificar este escenario. “Porque solo los programas de atención continuada en formación en espirometría auguran el cambio necesario en la implementación de la espirometría como herramienta diagnóstica fundamental en la EPOC”, añade Fernández.

Para ello, este programa nace con la vocación de integrar todos los niveles asistenciales implicados en el diagnóstico y manejo de la EPOC en torno a mejorar el diagnóstico y adecuar el tratamiento de la enfermedad acorde con su nivel de gravedad. Para ambas cosas (diagnóstico y nivel de gravedad) la espirometría es la herramienta fundamental.

También se ha destacado que el incremento del diagnóstico de la EPOC, sobre todo en estadios más precoces de la enfermedad, mejorará necesariamente la adecuación de los tratamientos, la calidad de vida de los pacientes y su pronóstico, al mismo tiempo que redundará en un menor consumo de recursos sanitarios, que ahora son necesarios por el alto número de ingresos anuales que precisan estos pacientes.

Asimismo, lo largo de jornada se ha abordado otros temas como la continuidad asistencial de los cuidados en enfermería y la importancia de la adherencia al tratamiento, el tabaquismo y los sistemas de información para el registro y explotación de datos.

Comparte la noticia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *